3.7.- La mecánica cuántica
3.7.4.- Configuraciones electrónicas

Una vez conocidos los orbitales atómicos de un átomo, sólo nos hace falta saber cómo son ocupados éstos por los electrones en estado fundamental o de mínima energía. A este proceso se le llama hallar la configuración electrónica de un átomo. Para ello, hay que seguir una serie de reglas:

 

  1. Cada orbital puede tener, como máximo, dos electrones con spines antiparalelos. En un átomo no pueden haber dos e con los cuatro números cuánticos iguales (principio de exclusión de Pauli).
     

  2. Los orbitales se llenan empezando por el de menor energía y siguiendo por los demás en orden creciente (principio de aufbau). Dicho orden es el siguiente:

 

  1. Al ocupar los orbitales degenerados (de energías equivalentes), cada uno de ellos ha de estar ocupado por un electrón antes de asignar un segundo electrón a cualquiera de ellos. Los spines de estos electrones deben ser iguales (regla de la máxima multiplicidad de Hund).

 

Por ejemplo, la configuración electrónica del Azufre sería:

S (Z=16):

1s2 , 2s2 , 2p6 ,

 3s2 ,  3p4
   

la del ion sodio Na+  (al tener carga +1, tendrá un electrón menos):

 Na+  (Z=11): 

1s2 ,

 2s2 ,   2p6
   

la del hierro:

Fe (Z=26):

1s2 , 2s2 , 2p6 ,3s2 ,3p6,

  4s2 ,      3d6
     

y la del bromo:

Br (Z=35):

1s2 , 2s2 , 2p6 ,3s2 ,3p6,

  4s2 ,      3d10,            4p5
     

 

La configuración electrónica sirve para conocer los e que hay en la última capa, y ésto es muy importante ya que, átomos de configuración electrónica de última capa similar tienen propiedades químicas parecidas. De hecho, la ordenación de los elementos en el sistema periódico actual se basa en las configuraciones electrónicas.

 

 

En esta página web podrás encontrar más información sobre los orbitales atómicos y las configuraciones electrónicas.

http://www.educaplus.org/sp2002/index_sp.php

 

Volver al punto 7: Mecánica cuántica